Cómo empezar en Reino Unido

Típica tarde nublada preotoñal en Inglaterra, el frío se está empezando a volver más intenso cada noche, día tras día. Muchas cosas han cambiado en mi vida desde la última vez que escribí en el blog. Algunos os preguntaréis qué me ha traído a estas tierras, otros muchos ya lo sabéis perfectamente…

Tranquilidad absoluta

Tranquilidad absoluta

En este momento, me encuentro sentado con mi portátil y mi taza de chocolate con leche caliente frente a la ventana de mi habitación, desde la cual se divisan los patios interiores de una pequeña calle residencial de arquitectura victoriana del barrio de Saint George, en la localidad de Bristol. La tranquilidad que puedo respirar es absoluta, es un buen momento para empezar a escribir sobre esta nueva etapa y aventura de mi vida que comenzó hace ya casi un mes. Para ello, como siempre, intentaré dar pautas y consejos que puedan ayudar a otros a iniciar también su camino por tierras británicas.

Vamos a ello, pues. Tras mis inolvidables ocho meses en Nueva Zelanda, y tras cuatro meses de búsqueda de oportunidades de futuro en España, Europa, Estados Unidos, Canadá… acabé recibiendo una tentadora oferta para venir a trabajar a Bristol, ciudad de la que conocía poco más que el nombre por aquel entonces. Reino Unido, ¿por qué no? ¿qué mejor lugar para perfeccionar mi inglés y comenzar una nueva aventura? Esta vez mucho más cerca de casa (2 horas de vuelo) que en mi aventura kiwi.

De todos es conocido el triste hecho de las estafas que ocasionalmente se realizan a españoles desde otros países europeos en relación a este tipo de ofertas. Así pues, tras unos días de investigación y contrastación de datos, y comprobando que todo cuadraba, me decidí a dar el paso. Supongo que la clave está en no pagar absolutamente nada por adelantado. Así, si lo prometido no era cierto, siempre tenía la opción de buscar otro trabajo estando ya aquí. En mi caso he tenido mucha suerte y actualmente estoy trabajando para una empresa seria, flexible y que es una maravilla (como muchas en este país, parece ser). No me puedo quejar, para nada. Espero que todo el que se decida a dar el paso, tenga la misma suerte.

A continuación expongo mis consejos para empezar en Reino Unido con buen pie:

Traslado: Lo primero es lo primero. Para llegar aquí, lo más rápido y sencillo es reservar un billete de avión con la mayor antelación posible, a fin de pagar menos por él. Easyjet tiene vuelos directos Madrid-Bristol, y hay varias compañías de bajo coste que conectan la ciudad con otros aeropuertos españoles. Yo pagué unos 150€ incluyendo ya los 20 kg de maleta para facturar, reservando con menos de dos semanas de antelación. Estoy seguro de que se pueden encontrar precios mejores reservando con más tiempo. Como siempre, el buscador de Kayak es una gran ayuda en este cometido:

http://www.kayak.es/

Casas de arquitectura victoriana

Casas de arquitectura victoriana

También existe la opción de traer nuestro coche desde España, adquiriendo la carta verde europea a través de nuestro seguro. Hay ferrys que salen desde Santander y el norte de Francia a precios más o menos asequibles. Yo lo haré en breve ya que, aunque el transporte público en general funciona bien en Bristol, no lo hace en todos los puntos de la ciudad y depende mucho de horarios (en horas nocturnas es inexistente), con los consiguientes problemas que esto puede acarrear al trabajador.

Teléfono móvil: muy importante. Necesitaremos un número de teléfono móvil inglés para todo: la entrevista del NIN, abrir una cuenta bancaria, contactar con anunciantes de habitaciones, con empleadores, amigos, etc.

Mi consejo en este aspecto es claro: Giffgaff, esta compañía dispone de tarifas de teléfono y datos a unos precios muy asequibles, y doy fe de que funciona bastante bien. En su web podemos solicitar una tarjeta SIM gratuita y, una vez recibida, activarla posteriormente en la misma página:

http://www.giffgaff.co.uk

A través de “Diario de un Londinense”, también tenemos la opción de recibir esta misma tarjeta SIM en nuestro domicilio español antes de partir hacia el Reino Unido. Es posible activarla a través de internet y disponer de número de móvil inglés en el mismo momento en el que pisemos territorio británico. El servicio es completamente gratuito y tanto el reducido tiempo de espera como la presentación del envío son excelentes:

Envío express de tarjetas sim giffgaff

Existen otras compañías cuyas tarifas no son muy diferentes a las de Giffgaff, es cuestión de “busque, compare, y si encuentra algo mejor, cómprelo”.

Alojamiento: Conviene reservar un hostel durante al menos una o dos semanas mientras nos instalamos en la ciudad. Yo recomiendo el YHA Bristol, no es ni mucho menos el más barato (unas 140£ la semana) pero sus instalaciones son magníficas, cocina, lounge y habitaciones espaciosas y limpias. La ubicación es inmejorable, junto al centro. Además, si disponemos del carnet de alberguista internacional (en la mayoría de ciudades españolas hay alguna oficina donde poder hacérselo, es cuestión de buscar) nos ahorraremos 3£ por noche y tendremos acceso gratuito a internet. La única pega que se le puede poner son los insufribles tiempos de espera para tomar el ascensor.

Otras dos opciones de las que tengo buenas referencias, algo más baratas y también situadas cerca del centro, son El Puerto (regentado por españoles) y el Rock´N Bowl, aunque no puedo dar más detalles porque no me he alojado en ellos.

Bristol

Bristol

Si pretendemos estudiar o trabajar durante más tiempo en Bristol, probablemente la mejor opción sea buscar una habitación en una casa compartida. He de advertir que ésta se puede convertir en una tarea realmente ardua. La demanda de habitaciones en la ciudad suele ser mayor que la oferta, especialmente en septiembre y octubre cuando vuelven los estudiantes a la universidad. A menudo, los anuncios de habitaciones disponibles en internet se resuelven en cuestión de un par de horas, hemos de ser rápidos. Es importante preguntar a conocidos, gente de nuesro entorno, compañeros de hostel, todo lo que se nos ocurra. Cuantas más vías tengamos abiertas para conseguir habitación, mucho mejor. Recomiendo buscar en las páginas Gumtree y Spareroom (aunque existen otras), suelen funcionar bastante bien en este aspecto. Hemos de contactar con los anunciantes a través de ellas y en cuanto visitemos una habitación que nos guste, reservarla in situ sin más (los propietarios suelen permitirlo si adelantamos unas 50£ de la fianza), ya que, de lo contrario, corremos el riesgo de perderla. Podríamos decir que un precio mensual que oscile entre las 250£ y las 400£ estaría bastante bien, yo conseguí habitación tras casi dos semanas de larga e intensa búsqueda:

http://www.gumtree.com/

http://www.spareroom.co.uk/

NIN: siglas del National Insurance Number (equivalente a nuestro número español de la Seguridad Social). Al ser ciudadanos europeos tenemos derecho a que nos lo concedan, si bien hay que pedir cita previa por teléfono a fin de realizar la entrevista para la obtención del número. Dependiendo de la población donde queramos hacer la entrevista tendremos unos mayores o menores tiempos de espera para la misma. Yo tuve que desplazarme hasta una población de Gales situada a unas dos horas en tren de Bristol porque no había opción en esta ciudad hasta pasadas cuatro semanas… éste es el número donde hay que llamar para pedir la cita:

0345 600 0643

Teóricamente, hay que llamar una vez que estemos dentro del Reino Unido, con lo cual es una buena opción que algún conocido que ya esté aquí pueda llamar un par de semanas antes de nuestra llegada y, así, agilizar el trámite.

Cabot Tower, Bristol

Cabot Tower, Bristol

La entrevista en sí es bastante sencilla, piden algunos datos básicos tales como dirección, teléfono, motivos de tu solicitud, etc. y después de un plazo de 3 a 5 semanas aproximadamente se envía el preciado número a la dirección indicada.

Cabe aclarar que se puede empezar a trabajar sin disponer todavía del NIN, pero es muy conveniente obtenerlo cuanto antes para evitar posibles problemas.

Cuenta bancaria: indispensable para empezar a trabajar en Reino Unido y… ¡poder cobrar por ello! Éste trámite se puede complicar si nos piden la “proof of address” o prueba de dirección física, para lo cual hay que justificar que vivimos en dicha dirección aportando algún recibo emitido a nuestro nombre y haciendo referencia a la misma. Lógicamente, no dispondremos de esta prueba si acabamos de llegar al país, con lo cual este tema puede traernos algún quebradero de cabeza. Recomiendo intentarlo con Lloyds, TSB o Barclays, que parece ser que son los bancos que menos impedimentos ponen para abrir una cuenta, en ocasiones ni siquiera piden la “proof of address” y es suficiente con el pasaporte y una dirección. Si no nos lo permiten, es cuestión de probar en otras sucursales y con otros oficinistas. Yo no tuve ningún problema y creo que es lo normal, pero como conozco otros casos, aquí os dejo el aviso.

 Trabajo: en cuanto al trabajo se refiere, Bristol es una ciudad con muchas oportunidades. Hay mucho empleo en servicios, almacenes, etc., aunque si buscamos algo cualificado la búsqueda siempre será más difícil. Si venimos con una oferta desde España, mejor que mejor. Si no, podemos recurrir a la gran cantidad de agencias de empleo distribuidas por la ciudad, las cuales pueden ser de gran ayuda a los recién llegados. Tener buen nivel de inglés siempre nos ayudará muchísimo en el tema laboral, pero incluso aunque no se disponga de él, hay opciones de trabajo en esta ciudad. ¡Todo es cuestión de moverse!

Yo ya llevo casi un mes en Bristol y debo decir que amo esta ciudad. La multiculturalidad que posee, los agradables paseos por el centro, su animada vida nocturna, los intercambios de idiomas, la calidad de vida en general… poco a poco voy conociendo más la ciudad y en un tiempo os prepararé una guía más completa de la misma. Encontraremos muchísimos españoles en Bristol, así que, aunque no dominemos bien el idioma, siempre tendremos posibilidades de socializar (¡sin dejar de lado las relaciones con personas de otras nacionalidades, por supuesto! ésto es lo que nos dará soltura con el inglés…)

En tan poco tiempo aquí, he tenido la suerte de conocer muchísimas personas agradables e interesantes, cada una con una historia diferente detrás y cuyos caminos entrelazamos todos en esta maravillosa ciudad, abierta al intercambio cultural. En tan poco tiempo puedo incluso presumir de tener ya un grupo de amigos con el que compartir los ratos libres que nos dejan nuestros respectivos trabajos, lo cual siempre hace mucho más agradable la estancia en cualquier sitio. ¡Un saudo desde aquí a todos!

Poco a poco espero ir viajando, conociendo más Reino Unido y, por supuesto, poder contároslo, como siempre, en Destino Kiwi.

La aventura no podía haber empezado mejor, ahora sólo me queda disfrutarla y esperar a saber qué mas me aguarda en esta nueva etapa de mi vida…

¡¡Un saludo a todos!!

🙂

Atardecer en Severn Beach. En el horizonte, Gales

Atardecer en Severn Beach. En el horizonte, Gales

Una respuesta a Cómo empezar en Reino Unido

  1. Pingback: Nuevo cambio de vida, inicio de una nueva aventura: Bristol | Destino Kiwi

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s